Redacción/CAMBIO 22

Tres autos Tesla Roadster del año 2010 ‘nuevos’ descubiertos recientemente en contenedores en un muelle chino están a punto de venderse por una suma récord de dos millones de dólares.

Los coches, que no han sido utilizados, fueron descubiertos en la ciudad de Quingdao, después de que su comprador nunca los recogiera, informó Gruber Motor Company, un taller de reparación de Tesla.

Los vehículos fueron ordenados por una empresa china de automóviles eléctricos hace 13 años que quebró antes de que pudiera reclamarlos, desde entonces quedaron abandonados en un muelle donde han acumulado tarifas de almacenamiento. Se cree que los autos estaban destinados al desmontaje y la ingeniería inversa.

El propietario actual de los Roadster Sport, dos de color naranja y uno rojo, eventualmente contactó a la compañía para negociar su venta.

A pesar de que los coches están en su estado original de fábrica, no pueden arrancar debido a problemas con sus baterías que, al no haber sido utilizadas o cargadas durante mucho tiempo, han dejado de funcionar.

Los vehículos actualmente se dirigen a Dubái (Emiratos Árabes Unidos) en nuevos contenedores marítimos para prepararlos y entregarlos al postor ganador, lo que tomará entre dos y tres semanas. Según Gruber Motors, si los autos no se han vendido hasta su arribo, serán llevados a la zona franca de Dubái, donde será posible verlos en persona.

El Roadster se fabricó entre 2008 y 2012. En 2010, su precio inicial era de 109.000 dólares para los modelos base y 128.000 dólares para los deportivos en EE.UU. De momento, existe una oferta de dos millones de dólares por los tres autos. Si la venta se lleva a cabo, cada coche se valoraría en unos 666.666 dólares, lo que superaría el precio récord que se ha pagado por un Tesla Roadster.

La compañía ha extendido indefinidamente la fecha límite para la presentación de ofertas más altas.

 

 

Fuente: RT

[email protected]

GCH

WhatsApp Telegram
Telegram


Diario Cambio 22 - Península Libre