Redacción/CAMBIO 22

Después de ocho meses de haber sido presentada una denuncia contra quien resulte responsable, se investigue y castigue a la persona responsable por la quema de cientos de plantas de diferentes variedades que difícilmente puedan ser recuperadas dado que fueron plantadas hace más de 40 años, en el Jardín Botánico Santa Inés ubicado en el municipio de Panabá, Yucatán, hasta la fecha no hay resultados por parte de las autoridades, dijo el empresario Noé Peniche Patrón.

El entrevistado recordó que esas tierras eran muy concurridas por los turistas atraídos por los seis cenotes que hay en el área, cuyos senderos eran recorridos cada día y que hoy sólo reflejan los daños causados por el fuego.

Peniche Patrón señaló que lamentablemente se encontraba en la ciudad de Veracruz el pasado 17 de mayo, cuando le informaron que las plantas fueron consumidas por el fuego que todo indica se inició por la quema de pasto mal ejecutada en un terreno colindante, incendio que acabó no sólo con el patrimonio de la familia Peniche Aguiar sino que causó un irreversible de más de cuatro décadas de trabajo y esfuerzo por la falta de responsabilidad de quien no respetó las normas de quemas.

Hoy sólo los ojos de agua que no sufrieron daños siguen siendo un atractivo turístico, lo difícil será plantar tantas variedades de árboles frutales, maderables, plantas exóticas, etc. que fueron consumidas por las llamas, dijo en su momento Luis Hoyos quien fue quien presentó la demanda en contra del alcalde de Motul, Roger Aguilar o quien resulte responsable y que posteriormente hubo que ser rectificada por el declarante, a quien también demandó ante la Fiscalía General del Estado por amenazas y su presunta responsabilidad por daño en propiedad ajena.

Por último, señaló que todo indica que “Poderoso Caballero es Don Dinero” dado que la demanda no avanza y la carpeta de investigación todavía no se completa y que “Campanita” cubre a los responsables con su manto protector.

 

[email protected]

RHM