mayo 30, 2024 08:49

16.67

Renán Castro Madera, Director General

Renán Castro Madera, Director General

mayo 30, 2024 08:49

 

  • La planta ha invadido ya entre 14 a 26 hectáreas del cuerpo de agua >No aplicar una estrategia eficaz para acabar con ella, provocará la desaparición del ecosistema

 

Laura Beytia/CAMBIO 22

CHETUMAL, 11 de febrero.- La sabana de Chetumal, continúa siendo invadida por una especie de pasto de pantano, además de que se ha detectado una plaga de lechuga de agua o comúnmente conocida como “lechuguilla”, que ha crecido sin control y ha comenzado a generar daños en varias zonas que se mantenían libres de estas especies.

Y aunque desde el año pasado la Procuraduría de Protección al Ambiente (PPA) se comprometió a atender esta problemática y remover esas plantas acuáticas para evitar que se siga dañando el ecosistema y más ante el riesgo de mortandad para la flora y fauna del lugar dado que impiden la oxigenación del agua, esto no ha ocurrido y precisamente por lo que causa la lechuguilla es urgente darle prioridad, afirmó Mirna Valdez Hernández curadora del herbario del Colegio de la Frontera Sur (ECOSUR).

“Hay meses en los cuales se tiene un alto crecimiento de lechuguilla, mientras que en otros se genera un crecimiento importante y que sigue generando un colapso en los ecosistemas establecidos en la zona, desde hace 7 años se le ha dado seguimiento a este proceso de crecimiento de la lechuguilla que ha invadido sin control muchas hectáreas que se calcula que llega entre 14 a 26 hectáreas y no se ha logrado atender esta problemática que preocupa a los habitantes de la zona y donde ya es necesario extraer estas plantas invasoras.”

El problema de la lechuguilla acuática, fue reconocido por autoridades ambientales en el 2018 y hasta el momento, no se ha puesto en marcha una estrategia eficaz para acabar con esta planta invasora que se sigue esparciendo y que de no atenderse, podría propiciar un grave deterioro hasta secar la sabana que existe al noreste de la capital del estado afectando a miles de especies como aves, peces y hasta lagartos.

“La invasión de esta planta que no es propia de esta zona, provocará la desaparición del ecosistema de la sabana afectando a muchísimas especies, porque esta provocando que el suelo esté solidificándose, el agua pierda su oxigenación y la flora y fauna nativa comience a morir, ya los efectos son visibles con todo el norte de la sabana tapizada con la planta hasta las orillas y los pescadores locales han informado sobre la pérdida de peces.”

De acuerdo a cálculos de la PPA y de diferentes organismos de medio ambiente, para poder retirar toda la lechuguilla será necesario una inversión de cuando menos 12 millones de pesos, debido a que se requiere de rentar una barcaza especial para baja profundidad que se tendría que trasladar desde el norte del país y que es posiblemente, lo que ha frenado que las autoridades actúen al respecto, aunque si es preciso proteger el cuerpo de agua que es el soporte vital de todo un ecosistema.

 

[email protected] 

GCH

¡Únete a nuestras comunidades del Diario Cambio 22 en Whatsapp y Telegram! Mantente al tanto de las noticias más importantes del día, artículos de opinión, entretenimiento, tendencias y mucho más, directamente desde tu dispositivo móvil.

WhatsApp Telegram
Telegram



Data from Tiempo3.com
Data from Tiempo3.com
Data from Tiempo3.com