• Insistirán para que se abra el viejo puente y permitan el cruce de vehículos

  • Piden también ser incluidos en campañas de promoción, ya que cuentan con lagunas que pueden servir para atraer visitantes

 

Laura Beytia/CAMBIO 22

CHETUMAL, 7 de enero.- La delegada del poblado de Subteniente López Sara Argüelles Lagos, dio a conocer que la situación que vive hoy en día esa localidad fronteriza va de mal en peor desde que dejaron de ser el paso obligado para quien acude a la zona libre de Belice o para el turismo que desea ingresar al vecino país.

Es por ello que externó que buscarán un acercamiento con las autoridades federales para plantearles la urgencia de que se abra nuevamente el paso por el viejo puente, fomentar la inversión en esa comunidad, se puedan crear fuentes de empleo y así sacarlos del abandono en que se encuentran, a raíz de que se han convertido en solo un pueblo de paso y sin economía, ya que los pocos negocios que quedan están cerrando y hay una alta migración de los habitantes a otros puntos del estado o la Península, por lo que están en peligro de convertirse en un pueblo fantasma.

“En el antiguo puente solo entran los tricimotos pero no los coches, ellos pueden salir pero no entrar, fue un engaño porque nos dijeron que ese puente serviría para el turismo y no fue así, lo cerraron y aunque lo han abierto para salida de algunos visitantes eso no es apoyo para el poblado, han cerrado casi un 70% de los comercios y la gente ha tenido que emigrar y el problema es serio, tanto que ya la comunidad prácticamente es como un pueblo fantasma y por eso pedimos a las autoridades que nos ayuden para volver a levantarnos, antes teníamos economía y eso ya no existe.”

 

Explicó que en el 2019 lograron que se abriera ese cruce para que pudiera funcionar 24 horas al día para el traslado de todo tipo de vehículos al vecino país, por lo que el flujo de trabajadores, comerciantes, pasajeros y turistas se mantenía, pero finalmente las cosas cambiaron y solo funcionó para cruces peatonales en un solo sentido de México a Belice y en horario diurno, sin considerar las graves afectaciones que esto provocaría.

Pero a raíz de la pandemia, se dio el cierre del antiguo puente que comunica a esa población con Belice y el paso vehicular se restringió, lo que suspendió el movimiento de personas que era lo que generaba derrama económica en esa comunidad, por lo que la situación va de mal en peor desde que dejaron de ser paso obligado para quien acude a la zona libre o para el turismo que desea ingresar al Belice.

Por ello, refirió que requieren ser contemplados en las campañas de promoción turística para el sur, ya que cuentan con atractivos como lagunas que están abandonadas y sin explotarse, que pudieran servir para poder atraer visitantes y sacarlos de la crisis que atraviesan.

“Durante muchos años se ha intentado que tanto la secretaría de turismo y otras instancias colaboren y nos ayuden para que se pueda explotar estos cuerpos de agua y se atraiga no solo turismo sino inversión, son dos lagunas que no se explotan y que pueden hacer que los visitantes lleguen y generen esa derrama que tanto necesitamos, porque tenemos hoteles pero desgraciadamente están vacíos por la falta de promoción y porque no tenemos mucho turismo desde que cerraron el puente” concluyó.

 

[email protected]

HBS