Redacción/ CAMBIO 22

CHETUMAL, 2 de mayo.– Policía no respetó su alto indicado por la luz roja del semáforo y provocó ser colisionado por una motocicleta, cuya conductora terminó con fracturas y tuvo que ser trasladada a un hospital para su atención médica.

La noche del lunes, la patrulla de seguridad pública de número 12268, con placas de circulación TR-591-A5 del estado de Quintana Roo, conducida por el policía Martín de 28 años, circulaba de oriente a poniente sobre la avenida Insurgentes en Chetumal.

Sin embargo, al llegar a la avenida Javier Rojo Gómez, fue colisionada por una motocicleta que circulaba de sur a norte.

La motocicleta es de marca Italika, de color azul con blanco y sin placa de circulación. Estaba siendo conducida por Marlene de 31 años. Paramédicos de Emergencias Médicas del Sur (EMS) atendieron a la conductora de la motocicleta, valorando una posible fractura de tibia y peroné, por lo que fue trasladada a la clínica del ISSSTE.

Es importante destacar que las autoridades se encuentran realizando las investigaciones pertinentes para determinar las causas del accidente y deslindar responsabilidades. La población exige que se tomen medidas concretas para prevenir accidentes de tránsito y garantizar la seguridad en las vías públicas.

La colisión de la patrulla de seguridad pública y la motocicleta pone de manifiesto la necesidad de reforzar la educación vial en la población y los propios agentes de la ley. Es importante que los conductores respeten las señales de tránsito y extremen las precauciones en las intersecciones reguladas por semáforos para evitar accidentes.

Este incidente es un recordatorio de la importancia de la prevención en las vías públicas. Las autoridades deben redoblar sus esfuerzos para implementar medidas efectivas que garanticen la seguridad de la población en las calles y avenidas de Quintana Roo.

 

redaccion@diariocambio22.mx

RHM