Francisco Hernández/CAMBIO 22

CHETUMAL, 3 de abril.- La candidata de la alianza Juntos Hacemos Historia en Quintana Roo, formada por Morena, PVEM, PT y Fuerza por México, Mara Lezama Espinosa, inició su campaña en pos de la gubernatura del estado con un evento masivo en parque Hábitat 2 de la colonia Proterritorio de Chetumal, este domingo en la tarde.

En el sitio se reunieron cientos de partidarios y simpatizantes de la candidata, procedentes de los 11 municipios del estado y portando banderas de los cuatro partidos que la postulan, así como hizo acto de presencia en apoyo de la candidata la gobernadora del estado de Campeche, Layda Sansores, y el gobernador de Tabasco, Carlos Manuel Merino Campos.

Mara Lezama inició reiterando que Chetumal es y será siempre la capital de Quintana Roo, y anunció que inicia un proyecto de esperanza, transformación y cambio verdadero contra la prepotencia del poder corrupto que se olvidó de los más necesitados, y que el proceso transformador que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador lo va a consolidar en Quintana Roo “pésele a quien le pese”.

Pidió a los ciudadanos llevar calle por calle y casa por casa el mensaje de esperanza, a los lugares que la vieja política olvidó y donde no llegó el bienestar, la prosperidad ni el desarrollo,  de que por fin se tendrá un gobierno que velará por sus intereses y que no lo usará para beneficio propio de grupos políticos sin escrúpulos.

La candidata a gobernadora indicó que en Quintana Roo se evidenció, como en pocos lugares en el país, el daño que la mafia de la corrupción y el neoliberalismo le hicieron a la sociedad al generar mucha desigualdad, poca prosperidad, amplios sectores de pobreza y marginación con falta de oportunidad.

Agregó que se aprovechó el éxito de este pujante estado para el beneficio de algunos políticos y funcionarios, que privaron al pueblo del más elemental bienestar, se seguridad, de educación, de salud, de justicia, condenaron a la marginación “nos anularon el presente y nos condicionaron el futuro.

Dijo que por eso se compromete a desterrar para siempre esas prácticas, “nunca más un gobierno rico con pueblo pobre, nunca más; y nunca más un gobierno de unos pocos que toman decisiones a espaldas de la gente; nunca más una sociedad oprimida por la corrupción y la apatía de sus gobernantes”.

Afirmó que va a cambiar la forma de hacer política, poniendo en el centro de las decisiones a la ciudadanía y sobre todo a los que menos tienen, ya que esa es la cuarta transformación, “porque como dice nuestro presidente: con el pueblo todo, sin el pueblo nada”.

Mara Lezama afirmó que tiene 30 años como luchadora social defendiendo y ayudando a los que menos tienen y que la buscaron diversos partidos pero nunca aceptó ser candidata, porque consideraba que no se podía cambiar con los mismos de siempre y las mismas prácticas.

Dijo que aceptó hasta que la buscó un gran hombre, Andrés Manuel López Obrador, porque llegó a reivindicar la política como servicio público, la que toma decisiones por el bien de todos y no de unos cuantos, y que tiene como principio “no mentir, no robar y no traicionar al pueblo”.

Aseguró que cree en los principios de la cuarta transformación, de que se puede gobernar con honestidad y austeridad; que cree profundamente en el combate a la corrupción; en el diálogo democrático como principio de gobierno; en el combate de las causas y orígenes de las violencias; en la igualdad sustantiva entre hombres y mujeres; en la prosperidad compartida; en las soluciones realistas y certeras; y en la justicia social.

Afirmó que los partidos de su alianza son la única opción que representa los más genuinos y profundos intereses del pueblo quintanarroenses, y que está en el lado correcto de la historia, porque aplicarán en el gobierno el principio fundamental “por el bien de todos, primero los pobres”

Así fue como se comprometió a aplicar los principios de la cuarta transformación, para enfrentar el desafío de un estado rico y próspero pero desigual; con una gigantesca deuda pública que asfixia el presupuesto; recuperar la gestión de un estado consumido por la apatía, que ya no es capaz de dialogar, de solucionar conflictos y no tiene respuestas a las necesidades más básicas de su pueblo.

Dijo que sabe cómo le va hacer, porque desde 2018 se ha demostrado que desterrando la corrupción y con austeridad se puede hacer mucho.

Agregó que van a analizar toda la estructura del gobierno para cerrar las grietas por donde se escapa el dinero público en gastos suntuosos y lujos inconcebibles e insultantes; que va a acabar con la obra pública para los amigos; con la costumbre de los familiares del poder merodeando en las oficinas que manejan licitaciones y recursos públicos; con el influyentismo; y que para recuperar la confianza en las instituciones, barrerán la corrupción de arriba hacia abajo y tendrá un gobierno austero y eficaz.

Dijo que en materia de seguridad combatirá las causas sociales de la violencia y fortalecerá las capacidades policiales; creara entorno de crecimiento económico con respecto al medio ambiente, oportunidades para todos y empleos dignos, pero bien remunerados.

También prometió estrategias para reducir el hambre, mejorar los servicios de salud y educación; recobrar confianza en la justicia, desterrando la impunidad; y cerrar la brecha de desigualdad entre el norte y el sur del estado.

Por lo demás, pidió a la gente no confiarse, trabajar en las calles para combatir los obstáculos de la mafia de la corrupción y los conservadores, y contra los ataques de los que quieren mantener las cosas como están y de quienes traicionaron al presidente y a la cuarta transformación, los que quieren mantener la opresión de muchos y los beneficios para unos cuantos, quienes no entendieron que no es tiempo  de chantajes y extorsiones y que la lucha es por ideales y no por patrimonios.

 

franciscohcambio22@gmail.com

RHM