Redacción/CAMBIO 22

La Organización Mundial de la Salud (OMS) clasificó el aspartamo como posible cancerígeno para los seres humanos, tras establecer que hay “evidencia limitada” sobre su carcinogenicidad.

El Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (CIIC) y el Comité Mixto FAO/OMS de Expertos en Aditivos Alimentarios (Jecfa, por sus siglas en inglés) de la OMS y la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO) publicaron las evaluaciones del aspartamo, un edulcorante que no contiene azúcar, en la salud.

 “El aspartamo es un edulcorante artificial (de origen químico) ampliamente utilizado en diferentes alimentos y bebidas desde la década de 1980, por ejemplo en bebidas dietéticas, goma de mascar, gelatina, helados, productos lácteos como el yogur, cereales de desayuno, dentífrico y medicamentos como pastillas para la tos y vitaminas masticables”, detalló la OMS en un comunicado.

El nivel de ingesta se sitúa en 40 miligramos por kilo de peso corporal, lo que en términos prácticos supone que un adulto de 70 kilos debería tomar entre 9 y 14 latas de refresco, que suelen contener entre 200 y 300 miligramos de aspartamo por unidad. para considerarlo un consumo límite.

Esto, siempre y cuando la persona en cuestión no ingiera este edulcorante en otros alimentos en el mismo día, sobre todo considerando que a veces es comercializado bajo otros nombres comerciales y que está presente en miles de alimentos industriales en cerca de un centenar de países.

En el caso de un niño de unos 20 kilos, el consumo máximo aconsejable sería de 800 miligramos o dos a tres latas, según se explicó en una conferencia de prensa en la que se presentaron los resultados de sendos estudios realizados por separado por grupos científicos del Instituto Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (IARC) y de la OMS junto con la Agencia de la ONU para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

Los organismos efectuaron exámenes independientes pero complementarios para evaluar la posible peligrosidad cancerígena y otros riesgos para la salud asociados al mismo consumo de aspartamo. Es la primera vez que CIIC evalúa el aspartamo, mientras que para el Jecfa es la tercera vez.

Tras el examen, en ambas evaluaciones se señalaron limitaciones en la evidencia disponible sobre el cáncer y otros efectos en la salud.

El CIIC clasificó el aspartamo como posible cancerígeno para los seres humanos (Grupo 2B) a partir de la evidencia limitada para el cáncer en los seres humanos, en concreto, para el carcinoma hepatocelular, un tipo de cáncer de hígado. Además, se observó “evidencia limitada” para el cáncer en animales de experimentación y evidencia limitada relacionada con los posibles mecanismos que provocan cáncer.

Por su parte, el Jecfa concluyó que los datos evaluados indicaban que no había una razón suficiente para cambiar la ingestia diaria admisible (IDA) previamente establecida de 0 a 40 mg/kg de peso corporal para el aspartamo.

“El Jecfa también examinó la evidencia sobre el riesgo de cáncer en estudios realizados en animales y seres humanos, y concluyó que la evidencia de vínculo entre el consumo de aspartamo y el cáncer en los seres humanos no es convincente”, dijo el doctor Moez Sanaa, jefe de la Unidad de Normas y Asesoramiento Científico sobre Alimentación y Nutrición de la OMS.

El director del Departamento de Nutrición y Seguridad Alimentaria de la OMS, Francesco Branca, dijo que, a las dosis comúnmente utilizadas, el aspartamo no representa un riesgo, pero al mismo tiempo reconoció que hay investigaciones que apuntan a sus potenciales efectos adversos y que tendrá que seguirse investigando.

Branca recomendó a los consumidores reflexionar sobre por qué utilizan el aspartamo, al recordar que la OMS ha aclarado recientemente que ningún edulcorante artificial contribuye a perder peso, como es la idea generalizada.

“Si el consumidor está ante la decisión de tomar una bebida con azúcar o con edulcorante, yo le diría que hay una tercera opción y es tomar agua. Esto es particularmente importante para los niños pequeños que están en pleno ajuste del gusto”, argumentó.

También aclaró que estos resultados no constituyen una recomendación a la industria o a los gobiernos de retirar productos del mercado.

“Lo que estamos aconsejando es que los consumidores limiten su ingesta de edulcorantes, estamos recomendando moderación”, agregó el experto de la OMS.

La organización resalta que el cáncer es una de las principales causas de muerte en todo el mundo, cada año, una de cada seis personas muere por esta enfermedad.

 

 

 

 

 

-Con información de EFE.

[email protected]

MRM