Redacción/CAMBIO 22

Cozumel.- Para mostrar al turismo que visita el Parque Natural Chankanaab una de las tradiciones más importantes del país, el director general de la Fundación de Parques y Museos de Cozumel (FPMC), José Luis Chacón Méndez, inauguró un altar de muertos dedicado al estado de Campeche, en la palapa principal, así como el “Hanal Pixán”, en la casita maya, una de las áreas más apreciadas por los visitantes que se interesan por la cultura mexicana.

A través del Nuevo Acuerdo por el Bienestar y Desarrollo de Quintana Roo, que encabeza la gobernadora Mara Lezama Espinosa, se preservan y promueven las tradiciones mexicanas que atraen a los turistas en busca de experiencias que les dejen aprendizajes y recuerdos, como el “Día de Muertos”, al mismo tiempo que propicia la convivencia familiar, destacó Chacón Méndez.

Durante la inauguración, el director general de la FPMC agradeció la participación del personal de la institución, ya que el montaje del altar, que este año tiene como tema los piratas de Campeche, está realizado artesanalmente con la técnica tradicional mexicana de la cartonería, con el asesoramiento del maestro de pintura Arturo Castañeda, con lo que se logró una elaborada presentación, que es admirada por los visitantes al parque.

En el evento no podían faltar el simbolismo de la muerte, con la presencia de una catrina y un catrín que llamaron la atención de los turistas, así como la presentación de las alumnas del taller de Bailes Latinos y del ballet folklórico de la estancia del adulto mayor, quienes interpretaron bailables alusivos a la festividad.

Al pie del arco de Labná inició el recorrido por el sendero que desemboca en la casita maya, donde los turistas pueden ver ahora el tradicional “Hanal Pixán”, que quiere decir comida de las ánimas en lengua maya, y que recoge los elementos más importantes para recibir a los muertos, que según la creencia regresan los días 1 y 2 de noviembre para visitar a sus seres queridos, que les ofrecen las comidas, bebidas y dulces que más disfrutaron durante su vida.

José Luis Chacón Méndez, destacó que el Día de Muertos es una celebración que nos da identidad y debe preservarse de generación en generación, por ello la FPMC realiza eventos en los que las familias se reúnen en torno a estas fechas, en las que se resaltan elementos de la cultura prehispánica que ha sobrevivido hasta la actualidad.

El evento concluyó con una convivencia en la que también hubo el pan de muerto, chocolate y tamales, que son las comidas y bebidas que tradicionalmente se sirven en esta época.

 

[email protected]

NMT