mayo 28, 2024 12:08

16.67

Renán Castro Madera, Director General

Renán Castro Madera, Director General

mayo 28, 2024 12:08

Redacción/CAMBIO 22

¿Qué pasó?

El Cártel de Sinaloa (CDS) y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) están compitiendo de manera agresiva por conexiones criminales en el extranjero, sostiene Vanda Felbab-Brown, investigadora de seguridad nacional de Brookings.

¿Por qué importa?

Ambas organizaciones criminales mexicanas han buscado impulsar una “política exterior” en la región Asia Pacífico con la finalidad de asegurar el suministro de precursores para drogas sintéticas como la metanfetamina o el fentanilo.

El contexto:

Desde la década del 2000 y bajo el liderazgo de Joaquín “El Chapo” Guzmán, el Cártel de Sinaloa comenzó a desarrollar redes de importación y exportación en la región de Asia-Pacífico con dicho propósito, una estrategia que poco a poco ha sido replicada por el CJNG.

Los detalles:

Vanda Felbab-Brown, investigadora de seguridad nacional de Brookings, refiere que la entrada del Cártel de Sinaloa hacia Asia se dio por medio de sus vínculos con las tríadas chinas en Hong Kong, incluidas las dos más grandes: “14K” y “Sun Yee On”.

Con ello, “El Chapo” comenzó a experimentar con el desarrollo de un mercado de cocaína en Hong Kong y China, donde el consumo de drogas sigue siendo dominado por la heroína y la metanfetamina que son suministradas desde Myanmar.

El objetivo del CDS era construir un mercado sostenido de cocaína tanto en China como Hong Kong, teniendo cuidado de no “saltarse” a las tríadas, sino al contrario, trabajar a través de ellas, aprovechando sus vínculos con diversas formas de protección por parte del Partido Comunista (PCCh) y funcionarios del gobierno chinos.

“Las tríadas a veces ayudan a promover los intereses económicos chinos en el extranjero y sirven como ejecutores informales contra los miembros de la diáspora china que amenazan los intereses del PCCh o del gobierno chino”, agrega Vanda Felbab-Brown en su reporte.

Sin embargo, en 2021, el CJNG acrecentó su rivalidad con el Cártel de Sinaloa y la trasladó hasta Hong Kong convirtiéndose en su máximo competidor en la distribución de cocaína, cuyo mercado está limitado a los ricos al ser más cara que la metanfetamina o la heroína.

Lo anterior trajo como consecuencia un alza en el número de proveedores de precursores químicos para ambas organizaciones, aunado al tsunami de opioides sintéticos que comenzó a inundar a los Estados Unidos, los cuales iban desde pequeños productores e intermediarios a grandes empresas farmacéuticas.

Al ver alterada su cuidadosa, muy circunspecta y no conflictiva “política exterior” que había adoptado originalmente en la región de Asia-Pacífico, “El Chapo” decidió diversificarse y establecer redes de suministro de drogas en la India.

Sin embargo, todo cambió en 2015 tras la fuga de Guzmán Loera, lo que provocó que la toma de decisiones se trasladara a otros actores, incluidos sus hijos, “Los Chapitos”, extendiéndose a territorios como Australia o Nueva Zelanda, aunque a diferencia de su padre procedieron con mucho menos cautela.

“La expansión del Cartel de Sinaloa y el CJNG en los mercados de metanfetamina de Asia-Pacífico ya los pone en competencia directa con las tríadas, transformando una relación de colaboración en una postura de confrontación… Tal competencia podría desencadenar violencia.

“Las consecuencias de un conflicto que involucre a las triadas chinas y a los cárteles mexicanos en la región Asia Pacífico podría contagiarse hacia el terreno geopolítico”, puntualiza Felbab-Brown.

Con datos de Código Magenta

 

[email protected]

GCH

¡Únete a nuestras comunidades del Diario Cambio 22 en Whatsapp y Telegram! Mantente al tanto de las noticias más importantes del día, artículos de opinión, entretenimiento, tendencias y mucho más, directamente desde tu dispositivo móvil.

WhatsApp Telegram
Telegram



Data from Tiempo3.com
Data from Tiempo3.com
Data from Tiempo3.com