Redacción/CAMBIO 22 

El actor estadounidense Kevin Spacey fue calificado de “acosador sexual” por la fiscalía en el inicio de su juicio en Londres, donde está imputado de 12 agresiones sexuales a cuatro hombres entre 2001 y 2013, acusaciones que él niega.

Spacey, de 63 años, es “un hombre que no respeta los límites ni el espacio personal”, al que “le gusta hacer que otras personas (…) se sientan incómodas, un acosador sexual”, afirmó Christine Agnew, representante de la fiscalía.

Tras la selección del jurado y la presentación de los cargos el miércoles, la acusación tomó la palabra el viernes entrando en el fondo de un juicio que debe durar cuatro semanas en el Tribunal de la Corona de Southwark, en el sur de Londres.

La estrella de Hollywood se declaró inocente de los 12 cargos que se le imputan. En virtud de la legislación inglesa, no se puede identificar a las presuntas víctimas.

El actor, ganador de dos Oscar por “Belleza Americana” (1999) y “Sospechosos habituales” (1995), está acusado de agredir sexualmente a tres hombres entre marzo de 2005 y abril de 2013, cuando era director del teatro Old Vic de Londres.

Según Agnew, Spacey “tocó (a uno de los hombres) de forma inapropiada (…) intentando agarrarle las nalgas” y “en varias ocasiones (…) agarró los genitales (del hombre) a través de su ropa” sin su consentimiento.

El actor también está acusado de agredir a otro hombre entre 2001 y 2004, incluso obligándole a mantener relaciones sexuales no consentidas.

Según la fiscalía, la presunta víctima, tras ser invitada por Spacey a tomar una copa en un apartamento, se quedó dormido y se despertó cuando se dio cuenta de que el actor le estaba practicando sexo oral.

A pesar de su negativa, él continuó y la víctima tuvo que empujar y se fue del apartamento, agregó la acusación.

Spacey fue una de las grandes estrellas atrapadas por el movimiento global #MeToo, surgido en 2017 a partir del caso del todopoderoso productor de cine estadounidense Harvey Weinstein.

Fue inicialmente acusado de agresión sexual por varios hombres en Estados Unidos lo que destrozó su exitosa carrera. Él siempre negó los cargos y esto le llevó a revelar su homosexualidad.

El año pasado fue declarado inocente en uno de estos casos por un tribunal civil de Nueva York. Y en 2019 se retiraron los cargos en otro.

Abogado del actor lo defiende

El abogado Patrick Gibbs, del equipo de la defensa legal de Kevin Spacey en el juicio por supuestos delitos sexuales que afronta el actor, advirtió al jurado de que durante este proceso se escucharán “exageraciones deliberadas y muchas mentiras” sobre su cliente.

Tras la declaración de la abogada de la acusación, Christine Agnew, quien tildó esta mañana al intérprete estadounidense de “acosador sexual” que “disfrutaba” haciendo que otros se sintieran “indefensos e incómodos”, Gibbs se dirigió brevemente a los 14 miembros del jurado.

“Kevin Spacey ha vuelto al Reino Unido, como dijo que haría, para responderles y contar en su debido momento lo que ocurrió realmente”, señaló el letrado en una vista celebrada en el tribunal de Southwark, en el centro de Londres.

Gibbs insinuó además que algunos de los testimonios que escucharán durante el proceso judicial, que podría alargarse hasta cuatro semanas, habrán sido “exagerados de forma deliberada”.

“Kevin Spacey era rico e influyente. ¿Qué querían (los demandantes) de su riqueza y de su influencia y qué es lo que aún quieren que ustedes piensen?”, preguntó.

El oscarizado intérprete norteamericano, de 63 años, afronta un total de 12 cargos por agresión sexual, agresión indecente y por ocasionar que una persona se involucre en actividad sexual sin consentimiento entre 2001 y 2013, que han sido rechazados categóricamente por el actor.

 

 

Con información de EFE.

[email protected]

GCH