mayo 20, 2024 13:47

16.67

Renán Castro Madera, Director General

Renán Castro Madera, Director General

mayo 20, 2024 13:47

 

El incidente ocurrió el pasado sábado cuando tres ‘cascos azules’ de FINUL y un traductor local patrullaban a pié el sector de la ‘Línea Azul’ que delimita de facto el territorio entre Israel y Líbano.

 

 

 

Redacción/CAMBIO 22  

Las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) aseguraron el martes que la explosión que hirió a cuatro miembros de la Fuerza Interina de Naciones Unidas en Líbano (FINUL) tuvo su origen en un artefacto de la milicia libanesa Hezbolá, descartando por tanto que pudiera deberse a una acción del Ejército israelí.

El incidente tuvo lugar el 30 de marzo en la localidad de Ramish, al sur de Líbano, y provocó daños a tres ‘cascos azules’ extranjeros y un traductor. Los observadores procedían de Chile, Australia y Noruega, mientras que el traductor era libanés.

Los cuatro miembros de FINUL resultaron heridos cuando realizaban una patrulla a pie por el sector de la Línea Azul, que delimita ‘de facto’ el territorio de los dos países vecinos y donde Hezbolá ha estado intercambiando disparos con el ejército israelí al otro lado de la frontera.

Dos fuentes de seguridad informaron anteriormente a Reuters que los observadores resultaron heridos en un ataque israelí a las afueras de Ramish. El ejército israelí negó su implicación en el incidente.

Las fuerzas israelíes afirmaron que, “según la información disponible” hasta el momento, la patrulla de la FINUL activó “una carga que fue colocada previamente por Hezbolá”, aunque el Gobierno libanés responsabilizó a Israel por este hecho. La ONU, en cambio, evitó señalar culpables.

Un portavoz de la FINUL, Andrea Tenneti, aclaró este miércoles que, tras las pesquisas preliminares, parece evidente que la patrulla de FINUL no fue objetivo “directo o indirecto” de un ataque, sugiriendo que no hubo ni proyectiles de artillería ni drones implicados. “Seguimos la investigación para aclarar la causa exacta” de lo ocurrido, explicó el portavoz en declaraciones a la agencia alemana DPA.

La misión internacional, liderada por el español Aroldo Lázaro, reivindicó su labor “pese al aumento de las tensiones”, después de unos meses con constantes cruces de ataques entre los militares israelíes y los milicianos de Hezbolá. “Seguimos realizando nuestras actividades, incluidas las patrullas, y nuestro trabajo esencial con las partes para reducir la tensión”, subrayó el lunes en un mensaje en redes sociales.

Los bombardeos israelíes sobre Líbano han matado a cerca de 270 combatientes de Hezbolá, pero también a unos 50 civiles -entre ellos niños, médicos y periodistas- y han afectado tanto a la FINUL como al ejército libanés.

El mes pasado, la FINUL declaró que el ejército israelí violó el derecho internacional al disparar contra un grupo de periodistas claramente identificables, matando al reportero de Reuters Issam Abdallah.

 

 

 

 

Fuente: Europa Press Reuters.

[email protected]

MRM

 

 

¡Únete a nuestras comunidades del Diario Cambio 22 en Whatsapp y Telegram! Mantente al tanto de las noticias más importantes del día, artículos de opinión, entretenimiento, tendencias y mucho más, directamente desde tu dispositivo móvil.

WhatsApp Telegram
Telegram



Data from Tiempo3.com
Data from Tiempo3.com
Data from Tiempo3.com