Este miércoles, la compañía propiedad de Elon Musk lanzó seis satélites al espacio capaces de entregar esta tecnología a dispositivos en zonas remotas.

 

 

 

redacción/cambio22

La empresa de internet satelital de Elon Musk, Starlink, inició su plan para proporcionar cobertura móvil directa a teléfonos inteligentes comunes, a partir del lanzamiento de una serie de satélites al espacio este miércoles 3 de enero.

Este día, SpaceX lanzó 21 dispositivos al espacio a bordo de un cohete Falcon 9 y entre ellos iban incluidos seis especialmente diseñados para proporcionar el servicio a smartphones por medio de la tecnología “Directo al Celular”.

De acuerdo con la compañía, este servicio mejorará la conectividad global y ayudará a eliminar zonas muertas. En primera instancia, los clientes empresariales que utilizarán este servicio de Starlink son T-Mobile, de Estados Unidos; Rogers Communications, de Canadá; Optus, de Australia; KDDI, de Japón; Salt Mobile, de Suiza; y Entel, de Chile.

Elon Musk dijo a través de su cuenta de X (anteriormente conocida Twitter) que la velocidad de transferencia de datos será baja en esta etapa inicial, por lo que aún no será un competidor de peso en la industria de las telecomunicaciones, sin embargo, estos esfuerzos servirán para entregar conectividad a lugares remotos.

“Esto permitirá la conectividad de teléfonos móviles en cualquier lugar de la Tierra. Tengan en cuenta que sólo admite alrededor de 7 Mb por emisión, por lo que si bien es una excelente solución para ubicaciones sin conectividad celular, no es significativamente competitiva con las redes celulares terrestres existentes”, escribió Musk.

Para lograr poner en marcha este plan, Starlink pidió autorización de iniciar una prueba de 180 días a la Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos. La intención inicial era poner en órbita una constelación de 840 satélites y entregar conectividad a cerca de 2,000 dispositivos a partir del 10 de diciembre.

No obstante, el permiso se retrasó y llegó hasta mediados de diciembre, por lo que el lanzamiento de los satélites con la tecnología Directo al celular apenas se pudo enviar al espacio.

En la primera etapa, las funciones que llegarán a los usuarios a partir del próximo año, únicamente se limitarán al envío de textos, pues a partir de 2025 se planea agregar llamadas y navegación a partir de datos móviles, así como la conectividad para wearables y más dispositivos que son parte de la categoría Internet de las Cosas (IoT, por sus siglas en inglés).

De acuerdo con la página, “Direct to Cell” será un servicio para empresas que funcionará con teléfonos LTE existentes “dondequiera que se pueda ver el cielo. No se requieren cambios en el hardware, firmware o aplicaciones especiales, lo que proporciona un acceso perfecto a texto, voz y datos”.

En términos técnicos, Starlink lanzará nuevos satélites con capacidades de conectividad por medio de un módem especializado que actuará como una torre de telefonía celular en el espacio, lo que permitirá una integración de red similar a la de un socio de roaming normal.

Además de los clientes con los que ya cuentan, el plan de Starlink es expandir su alcance de manera global lo más pronto posible y buscarán convenios con cada vez más operadores de telefonía móvil a nivel internacional.

 

Fuente expansión

[email protected]

AFC

 

WhatsApp Telegram
Telegram
Diario Cambio 22 - Península Libre