Redacción/CAMBIO 22 

España comprometerá una inversión de casi 10.000 millones de dólares en el marco de un plan de la Unión Europea para reanimar las relaciones políticas y comerciales con América Latina y el Caribe, informó este martes El País.

Según el borrador de un documento al que tuvo acceso el medio, la UE plantea establecer un órgano de relación permanente que servirá como engranaje burocrático e institucional para estrechar lazos con los 33 países que conforman la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) en un intento por afianzar el vínculo con una región en la que ha ido perdiendo terreno hasta llegar a ser el tercer socio comercial, por detrás de China y EE.UU.

En ese contexto, el bloque comunitario prepara un paquete de programas e inversiones al que España aportará con 9.400 millones de euros (unos 10.100 millones de dólares) y la Comisión Europea contribuirá con una cifra similar. Se señala que el volumen total de la inversión se desconoce y las fuentes consultadas por el diario se rehusaron a ofrecer estimaciones.

“En el contexto global actual, con el orden internacional basado en reglas y la democracia bajo presión, esta asociación adquiere un significado geopolítico aún mayor”, reza el documento de la UE, que la Comisión prevé aprobar en los próximos días.

La UE ha abierto los ojos     

De acuerdo con el medio, Europa ha abierto los ojos sobre sus dependencias estratégicas de Rusia y de China en un entorno lleno de desafíos geopolíticos tras la pandemia de covid-19 y el conflicto ucraniano, conduciéndola así a buscar nuevos socios fiables y a cuidar a los que ya tiene. En ese sentido, el nuevo proyecto del bloque es una oportunidad “única”, según las fuentes europeas citadas por el periódico.

“Tenemos que lidiar con la crisis alimentaria, la crisis energética, la crisis financiera. Las perspectivas económicas no son buenas para América Latina, no son buenas para Europa y no son buenas para el mundo. Significa que tenemos que trabajar juntos”, manifestó Borrell respecto a un encuentro entre los cancilleres de la UE y la Celac en octubre pasado.

¿Cuáles son los objetivos de la UE?

La organización prevé reactivar acuerdos comerciales y de asociación estratégicos, como el de México y Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay), la quinta mayor área económica del mundo fuera de la UE, que está bloqueada desde hace años por objeciones de socios comunitarios como Francia. No obstante, estas disposiciones han vuelto a la agenda, aunque como un capítulo a mediano plazo, detalla El País, citando el documento que se discutirá en la cumbre UE-Celac de jefes de Estado y de Gobierno, que se celebrará el 17 y 18 de julio en Bruselas (Bélgica), cuando España ostente la presidencia rotatoria del Consejo de la Unión Europea.

Asimismo, el bloque comunitario pretende completar pactos que ya ha firmado con Centroamérica y el eje Colombia-Perú-Ecuador, además de finalizar los trámites del acuerdo UE-Chile, un proceso que busca modernizar la relación comercial, expandiendo el porcentaje de productos cubiertos por alguna rebaja arancelaria por parte de Bruselas

‘Calentando terreno’

Las intenciones de aumentar el compromiso multilateral por parte de la UE con la región latinoamericana no es algo reciente. En mayo pasado, el alto representante del bloque comunitario para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Josep Borrell, en una entrevista con La Prensa destacó que América Latina es una fuente de oportunidades.

Tres meses después, se reportó que Europa se planteaba una ofensiva comercial diplomática debido al avance de las relaciones de los países de la región latinoamericana con Rusia y China. En ese contexto, salió a la luz un plan de ‘reconquista’ a Latinoamérica por un valor de 8.000 millones de euros (8.600 millones de dólares).

 

 

Fuente RT

[email protected]

MRM