Laura Beytia/CAMBIO 22

CHETUMAL, 2 de junio.- El presidente de la Unión de Propietarios de Bares, Restaurantes y Similares (UPROBARS) Joaquín Noh Mayo, afirmó que la ley seca que se ha decretado para este fin de semana con motivo de la jornada electoral, causará serias repercusiones en los negocios que se dedican a la venta de bebidas alcohólicas en Chetumal y en Bacalar.

Ya que únicamente quedan fuera de esta disposición, los establecimientos que cuentan con licencias de restaurante y restaurante bar que estén ubicados en zonas turísticas, los cuales en el caso de la capital del estado apenas son el 10% de sus afiliados, por lo que el 90% restante es el que resultará afectado y con pérdidas económicas considerables, ya que los días sábado y domingo son los días de mayor venta.

“Habrá una afectación importante en el 90% de los negocios con venta de bebidas alcohólicas en Chetumal este fin de semana, ya que lamentablemente son los días de mayor venta; la disposición permite que solo los que están en las zonas turísticas pueden vender alcohol y en nuestro caso solo es para  un 10% que son mayormente los que están ubicados en el boulevard, así que sí, todos los demás enfrentaremos pérdidas económicas al tener que acatar esta medida, a diferencia de Bacalar donde es a la inversa y ahí no tendrán mayor problema, si les afecta pero en menor medida que a nosotros.”

Detalló que la UPROBARS cuenta con 200 afiliados, de los cuales 170 están en la capital del estado y 30 más en Bacalar, por lo que dijo han buscado un acercamiento con la Secretaría de Finanzas y Planeación (SEFIPLAN), con la finalidad de que el tiempo de la suspensión que es por 48 horas, se reduzca a solo 24, tal y como ocurrió durante la Consulta de Revocación de Mandato que únicamente fue por 15 horas.

Reprochó que mientras los giros afectados serán los de los bares, restaurante bar, minisúper, cantinas y centros nocturnos, muchos aprovecharán esta situación para vender alcohol de manera clandestina, por lo que exhortó a la autoridad a intensificar la vigilancia.

“No estamos en contra de esta medida, lo que rechazamos es el tiempo de duración que se nos hace excesivo sin tomar en cuenta el daño que esto ocasiona, ya hicimos la solicitud para que se disminuya de 48 horas a 24 horas, es decir que la ley seca se implemente solo el día domingo para reducir la afectación económica, pero hasta este momento no hemos tenido ninguna respuesta y en tanto, ya hay anuncios en las redes sociales de que habrá venta clandestina así que ojalá las autoridades y la policía cibernética pongan más atención, porque a unos los perjudican y a otros los solapan” finalizó.

 

[email protected]

RHM