• Esta tarde, luego de siete años, Morena realiza su Tercer Congreso Nacional, donde hará modificaciones a sus estatutos.

 

Redacción/CAMBIO 22

El presidente y la secretaria general de Morena, Mario Delgado y Citlali Hernández, buscan prolongar su dirigencia hasta 2024.

La tarde de este sábado, el partido guinda discutirá cambios a sus estatutos en el Tercer Congreso Nacional de Morena, y una de las propuesta es ampliar un año la dirigencia de Delgado y Hernández, la cual iba a finalizar en 2023.

De concretarse los cambios, a ambos les tocaría conducir los procesos electorales de junio de 2024, cuando se elija al próximo presidente y a gobernadores, entre ellos de la jefatura de Gobierno.

“Hay una propuesta que se prolongue la vigencia de la presidencia y secretaria general hasta 2024, porque no podíamos meter ruido de que nos duramos en el proceso de elección del presidente de partido en medio del proceso de elección de candidatos”, dijo Mario Delgado.

Por ello, descartó que busque la candidatura a la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, pues dijo que su tarea es conducir el proceso electoral y ganar.

Otra de las propuestas es que el actual gobernador de Sonora, Alfonso Durazo, sea presidente del Consejo General del partido, en sustitución de Bertha Lujan, y que se incluyan a los gobernadores como consejeros del partido.

Por cierto en la Asamblea participa la gobernadora electa por Quintana Roo, Mara Lezama Espinosa, que ha aprovechado su participación para sacarse la foto del recuerdo con varios personajes de Morena y hacer acercamientos con los que hoy detentan la mayoria del poder en México.

También, se analizará que quien quiera afiliarse o ser candidato de Morena tendrá que pasar obligatoriamente por un proceso de formación política que acredite el instituto de formación política.

Llama a morenistas a no confiarse 

Al inicio del Congreso Nacional, Mario Delgado llamó a los morenistas a no confiarse en seguir ganando elecciones electorales, pues recordó que después de 2024, Andrés Manuel López Obrador ya no estará ni en el partido ni en el gobierno.

El líder político señaló que tras el retiro del tabasqueño de la vida política, la trascendencia de Morena estará en manos de los actuales militantes.

“No podemos confiarnos. El desafío es muy grande, porque después de 2024 nuestro gran líder ya no estará la condición directa ni de nuestro movimiento ni del gobierno, por lo tanto la trascendencia de su gran obra a favor de México dependerá de nosotros, de todos quienes estamos aquí y de millones de todo el país”, dijo el dirigente del instituto político.

Fuente Forbes
[email protected]

WhatsApp Telegram
Telegram
Diario Cambio 22 - Península Libre