Redacción/CAMBIO 22

TULUM | Habitantes de este centro turístico denuncian que desde el pasado viernes la ciudad está viviendo una ‘crisis de salud pública’ a raíz de la clausura del relleno sanitario ordenado por el Ayuntamiento tras el inició en operaciones del aeropuerto internacional Felipe Carillo Puerto.

El presidente sustituto de Tulum, Diego Castañón Trejo fue advertido con anticipación desde septiembre por el Ejército Mexicano de esta determinanción ya que las aves de rapiña afectaban las operaciones del aeropuerto; lo mismo fue informado por el cuerpo de Regidores quienes pédían que se transparaetara la clausura y la nueva entrega a una empresa a modo y de amigos del alcalde.

Los Regidores aseguraron que fue tiempo tiempo suficiente para encontrar una solución e inclusive licitar la obra con total transparencia, pero acusan que el alcalde, con la intención de dar la licitación a sus cuates dio a conocer el proyecto unos días antes de la entrada en función del Aeropuerto Internacional, situación que llevo al caos por no tener donde depositar toda la basura del noveno municipio en lo que se preparaba un nuevo centro de confinamiento.

Diego Castañón en un acto desesperado a ordenado enviar toda la a Playa del Carmen, elevando el costo en millones el traslado y la operación; la vida útil del relleno sanitario en Solidaridad está afectando a los tulunenses que hoy ya empezaron a notar que se sigue acumulando la basura en sus hogares.

Por otra parte los habitantes de los poblados de la Zona Transición están muy preocupados y temen que la basura que está tirando el Ayuntamiento en una sascabera ubicada en Francisco Uh May contamine los ríos subterráneos y cenotes de la zona y por tanto, el agua que consumen.

Esta situación fue denunciada ante el secretario General del Ayuntamiento, Jorge Portilla Mánica, en las Mesas de Trabajo que realizó en la zona y en donde también la gente le reclamó las condiciones de abandono en que se encuentran, “solo han cambiado lámparas, no hay servicios médicos, menos medicamentos, no hay servicio de recoja de basura y mucha gente la tira en los parques”.

En general, el reclamo popular es que se les brinden servicios públicos, seguridad ante la creciente ola de asaltos y robo a casas habitación y servicios de salud “poque no todos tenemos para atendernos en clínicas particulares”.

Al respecto, Portilla Mánica, les indicó que “la falta de visión y la codicia han provocado que las delegaciones y subdelegaciones no cuenten con los servicios indispensables, pero también es falta de visión, el presente ya nos rebasó, no hay programas que atiendan el bienestar de la gente, menos aún proyectos de inversión en la infraestructura que necesitamos para atender las nuevas condiciones de conectividad del Aeropuerto Internacional “Felipe Carrillo Puerto” y la que pronto se abrirá del Tren Maya”.

Dijo que es evidente que “la falta de arraigo, el no vivir en Tulum, provoca que haya desinterés en resolver los grandes y graves problemas que tenemos en el municipio; sólo los que vivimos aquí sabemos que ya hay que atender con urgencia el tema de la vivienda y planificar el desarrollo urbano, porque lo que tenemos es un caos en donde predomina el dinero y se atenta contra el entorno natural y los ríos subterráneos”.

Portilla Manica insiste: “El futuro ya nos rebasó, urgen muchas obras, por ejemplo, el libramiento y ampliar las vialidades hacia Muyil y Cobá, tenemos que atender con celeridad los grandes retos que el desarrollo ya esta generando en Tulum”, aseveró el enecargado de la política interna del municpio que mal gobierna Diego Castañón.

 

redaccionqroo@diariocambio22.mx​

GCH