Redacción/CAMBIO 22

Cozumel, Q. Roo, 20 de febrero.- Se consuma la cuarta ejecución en menos de tres semanas en Cozumel, al ser abatido a tiros esta madrugada un masculino conocido como el “Torito” a las puertas de su domicilio en la Colonia Miraflores.

El baño de sangre continúa imparable en Cozumel, que atraviesa la etapa más violenta de su historia, pues el mes de febrero en curso acumula ya cuatro muertes con las mismas características, todas ellas impunes hasta el momento.

Lo peor, es que al igual que las 14 del año pasado, las autoridades “competentes” no han dado a conocer avance alguno en torno a estas muertes, muchas de las cuales tienen características muy similares, las realizan presuntos sicarios con armas de fuego que van a bordo de motocicletas que “cazan” a sus víctimas al llegar a sus domicilios, tras lo cual huyen del lugar.

Exactamente igual a la que se registró alrededor de la 1:30 horas de esta madrugada, cuando fue abatido a tiros un masculino a quien de acuerdo a las primeras versiones, apodaban “el torito”, que pasa a engrosar la lista de ejecutados en la otrora isla de paz en este sangriento mes de febrero, en el que paradójicamente, se celebra la que es considerada su máxima fiesta: el carnaval.

 

[email protected]

GCH