Mary Coronel/CAMBIO22

JOSÉ MARÍA MORELOS, 4 de julio.- Habitantes del Naranjal, municipio de José María Morelos, aseguran continúan los apagones en la comunidad, afectando enseres y comida; pese a las quejas, lo único que llega a tiempo es el recibo de luz con un aumento en el consumo.

Pobladores afectados insisten en puntualizar el deficiente servicio que presta la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en la comunidad de El Naranjal, zona en la que los apagones son constantes e incluso los deja sin energía eléctrica por días.

La inestabilidad en el voltaje que ha provocado daños al alumbrado público, vulnerando su integridad física y seguridad en la noche cuando deben de caminar por algunos tramos oscuros; pero, lo más difícil es, que en los hogares con frecuencia se quedan sin energía eléctrica, pese que se reportan de inmediato las quejas; empero, solo reciben el número de folio y la respuesta de que “en breve se atiende” pero no dan tiempo estimado para ello, situación que les causa incomodidad y hasta pérdidas económicas.

Entre las afectaciones se encuentra la descompostura de algunos electrodomésticos que no pueden reclamar a la paraestatal al no contar con las facturas correspondientes, así como la pérdida de comida perecedera, debido a que no pueden mantenerlas en el refrigerador pues sin electricidad no funciona.

Lo que sí llega en tiempo y forma expresaron, es el recibo de luz que en este bimestre llegó con un notable aumento en el consumo cuando en realidad se han quedado constantemente sin luz.

Antonia B. ama de casa afirmó que, al reclamar el precio a pagar, le dijeron en las oficinas de la CFE que revisara su instalación eléctrica por que podría tener “una fuga de energía”, por lo que piden que las autoridades correspondientes, realicen las gestiones ante las instancias respectivas para atender este asunto que consideran urgente.

Cabe recordar que el día de ayer representantes de diferentes comunidades rurales se manifestaron a las afueras de las instalaciones de la CFE para exigir la regularización en el servicio, así como revisar los altos cobros con los que llegaron los recibos de luz correspondientes a este bimestre, incluso solicitaron el apoyo del edil morelense Erick Borge Yam; sin embargo la paraestatal no les dio respuesta mientras que el alcalde se comprometió a buscar una posible negociación aclarando que el problema es competencia federal y no municipal.

 

 

[email protected]

JFCB