Redacción/CAMBIO 22 

CIUDAD DE MÉXICO.– La curiosa imagen de una ballena siguiendo a un kayakista cerca de la playa Bondi, en Sidney, Australia, fue tomada durante las labores de vigilancia de la migración anual de casi 5 mil cetáceos en aguas australianas.

Cada año grupos de expertos se dirigen a la costa de Nueva Gales del Sur para levantar un censo de las ballenas, que este año arrojó la cifra de cuatro mil 792 ejemplares, la más alta registrada hasta el momento, lo que se suma a un raro avistamiento de “megápodos”, una especie de aves que en 2021 cautivó a los observadores de ballenas.

El vicepresidente de la Organización para el Rescate y la Investigación de Cetáceos (ORRCA), Steve Trikoulis, detalló que muchas de esas ballenas fueron vistas cerca de la costa australiana.

“Nunca habíamos visto tantas ni tan temprano en la temporada. Creemos firmemente que eso se debe a un mejor clima. También las hemos visto nadar más cerca de la costa”, dijo a CNN.

 

 

 

Fuente: Apro

[email protected]

GCH