Redacción/CAMBIO 22

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, defendió este martes la estrategia de “abrazos, no balazos” que su gobierno implementa para el combate de la inseguridad, ante las críticas de William Barr, ex fiscal general de Estados Unidos.

“Todo esto que se resume en la frase de ‘abrazos, no balazos‘. Él lo menciona, y yo puedo sostener que no se puede enfrentar el problema de la inseguridad y de la violencia sólo con medida coercitivas (…) con esa política estamos saliendo adelante, sin masacres, sin el ‘mátalos en caliente’, respetando los derechos humanos, con abrazos, no con balazos”, dijo el mandatario.

La semana pasada, Barr aseguró, en una entrevista para Fox News, que el gobierno de México perdió el control del país ante la violencia generada por los cárteles.

“Fui allí un par de veces para ver si podíamos endurecer la columna vertebral de este presidente (AMLO) que cree en los abrazos, no en las balas, y está perdiendo”, señaló durante la entrevista. De igual manera, dijo que la vicepresidenta de EU, Kamala Harris, está teniendo un mal desempeño en cuanto a la seguridad en la frontera.

El exfiscal de 71 años se refirió al poderío de los cárteles. “Tienen decenas de miles de millones de dólares. Pueden corromper a quien quieran y tienen ejércitos vestidos como militares y vehículos blindados”, dijo.

“Lo que siempre me ha preocupado es que el gobierno de México vaya a compartir la soberanía con los cárteles y llegar a un modus vivendi con ellos”, agregó Barr.

El presidente López Obrador se refirió también al libro “One Damn Thing After Another: Memoirs of an Attorney General”, escrito por el exfiscal y publicado este año.

“Tiene un capítulo sobre la relación con México y él defiende una postura de manera legítima y dice que nosotros mantuvimos una postura y que fuimos muy celosos de defender nuestra soberanía, y ellos fueron muy respetuosos, y hubo, él lo cuenta, diferencias”, dijo el mandatario.

 

Con información de Latinus

JFCB




Diario Cambio 22 - Península Libre